Crónica Triángulo de Amor Bizarro

EL SIGLO DE TRIÁNGULO DE AMOR BIZARRO

IMG_9480.jpg

Fotografías: Charas Vega

Un evento más que señalado en una fecha más que complicada. La resaca del Primavera Sound sigue inundando las calles barcelonesas, se está comenzando a entrever la gran maquinaria que supone el Sonar y el vida está a la vuelta de la esquina.Además, el concierto era en la sala 1 de razzmatazz un sábado, sabiendo como es el panorama de la fiesta de Barcelona en pleno junio. Un acto de valentía sin duda alguna.

El concierto comenzó ni más ni menos que a las tres de la mañana. La guitarra que comenzaba a entontar la melodía de “O Isa” se superponía a las voces de los jóvenes que se dividían en dos grupos: los que venían expresamente a ver a la banda indie y la gente que no sabía que esto acontecía. Tras esta puesta en escena tanto un grupo de personas como el otro se juntó delante del escenario atraídos por el indudable magnetismo de la banda y todo lo que llevan detrás.

En medio del estruendo y de los pogos formados en el centro del escenario entonaron himnos para los fans y los no tan fans. “Nuestro Siglo Fnord” como tema medio reciente nos hacia volver a sus inicios más punks sin olvidarse de otras obras maestras como la potente “Baila Sumeria”. Claramente una lista de hit tras hit en una sala que quizás no era la más conveniente para una banda de este tipo. Las inconveniencias de técnicas tampoco supusieron que uno de nuestros hits más recientes y más favoritos de nuestro blog “Les llevaré mi cruz” pasara desapercibido.

IMG_9471.jpg

La velada se cerro a las cuatro con uno de nuestros hits predilectos “De la monarquía a la Criptocracia”. No fue raro ver como el pogo situado en el centro se comenzó a volver cada vez más grande y violento.Una canción de despedida que invitaba a dar saltos proclamando al mismo son que la banda su inconfundible “que simplemente te has ido”.

Una banda que nunca defrauda a un público que sabe a lo que viene: ritmos que invitan a bailar, letras que juegan con el humor de manera gamberra y unos músicos que no decepcionan. Los moratones de los pogos tardarán semanas en irse, pero meses tendrán que pasar para que nos olvidemos de la magia que despiertan la guitarra de Rodrigo y la potente y melancólica voz de Isabel.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s